0% leído

Para quienes soñamos con adquirir algún auto clásico, las oportunidades de encontrar uno en perfecto estado cada vez son más difíciles. Algunos de ellos pueden necesitar una restauración extensa, lo cual se traduce en grandes costos si buscamos piezas y acabados originales.

También están quienes le dan algún valor sentimental a su auto  que, con el tiempo, ha sido descuidado y no está en buen estado. Sin embargo, la restauración es un proceso que, aunque puede ser largo, es altamente satisfactorio.

A continuación, te presento cuáles son los autos que más busca la gente para restaurar, así, si tienes un proyecto de restauración sabrás qué tan fácil será de comenzarlo.

 

Volkswagen Sedán

Un auto que fue extremadamente común cada día se vuelve más raro y difícil de conseguir, y de igual manera sucede con sus piezas y refacciones. Por lo mismo, antes podía ser un proyecto de restauración sumamente barato, pero ahora la inversión tiene que ser mayor. El Sedán, coloquialmente como Vocho, se produjo por 49 años, llegando al récord de producción de 21.529.464 unidades. Su última edición es uno de los modelos más buscados hoy en día.

Ford Mustang

El muscle car que llegó a conquistar México ha creado una subcultura que lo ha vuelto todo un clásico. Aunque el modelo más buscado quizá es el de 1996, puede decirse que todos los Mustangs previos a 1975 son un objeto de deseo. Después de los años 70, el muscle car estuvo en decadencia y dejó de ser emblemático, fue hasta 2003 que un modelo retro fue presentado para ir retomando, poco a poco, su legendario estatus.

Volkswagen Karmann Ghia

El origen del Karmann Ghia inició cuando Wilhelm Karmann contrató a Luigi Segre de Carrozzeria Ghia de Turín para hacer realidad una idea. Aunque se pensó como un auto convertible, el prototipo creado fue un coupè. En octubre de 1953, fue llevado a un pequeño garaje en París; ahí Ghia lo presentó a Karmann quien más tarde lo mostró a Volkswagen para convertirse en un éxito que, hasta la fecha, sigue inspirando a entusiastas y restauradores.

Alpine A-110 / Dinalpin

El Renault Alpine A-110 producido totalmente en México fue bautizado como el Dinalpin, combinación de los nombres de la mexicana DINA (Diesel Nacional) y la francesa Alpine. Se produjo localmente entre 1965 y 1974 para evitar impuestos de importación. A pesar de contar con una producción más baja que el Alpine (menos de 1,000 unidades y tan sólo 508 unidades berlinetta), el Dinalpin es un consentido para proyectos de restauración.

Ford F-100

Esta Pick Up tiene mucho éxito entre quienes buscan un proyecto barato que, además de no ser difícil de conseguir, tiene refacciones y mantenimiento de bajo costo. El modelo más buscado y popular es el del año 1975, aunque todas las F-100 previas a 1980 son muy apreciadas. De todos los modelos en la lista, esta Pick Up probablemente sea la más fácil y barata de conseguir.

La cultura y el mercado de autos en México, con el número limitado de marcas que hubo hace décadas, hicieron que los dueños de algunos autos, como los mencionados, mantuvieran sus modelos durante mucho tiempo.

Si no eres de esa generación, posiblemente el amor por dichos auto fue heredado y ahora quizá pueda ser un proyecto de restauración a completar en algunos años. Tú, ¿con cuál empezarías tu proyecto?

 

 

1 Comentario

Deja un comentario